Ingresada en el Hospital, al explotarle el consolador cuando estaba llegando al orgasmo

Fue un coitus interruptus quemantus a fuegus, ese fue el diagnostico en los boxes del hospital, gracias a Dios, no tuvo daños más allá del susto y el rasurado de genitales a fuego

Todo ocurrió cuando R.T.N. estaba sola y aburrida en su casa, en una localidad manchega, “empecé a jugar con el aparatejo y empezó a darme gustete y no me di cuenta que se estaba calentado,  yo lo estaba más”,” y  justo cuando estaba llegando a lo mejor, va y me estalla entre las piernas”,” ADIOSAMIGOO!! el susto que me lleve fue cicateroo!!, ahí con to lo negro quemao”. La cosa no llegó a más, porque la batería era pequeñica, y ni siquiera llegó a quemar la cama. Después del susto ha declarado que a partir de ahora nada de aparatejos ni leches, todo manual”.

 

AVISO SOBRE ESTA NOTICIA

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.