Una señora de mota del cuervo tiene toda la vajilla de nocilla pero asegura que está gorda por las tiroides

Todo el mundo tiene en su casa algún vaso de nocilla, menos la señora Paquita de Mota del cuervo que ha conseguido reunir un total de 92 piezas de recipientes de nocilla y que conserva en buen estado

“yo tengo hipotiroidismo, me pongo gorda aunque no coma, los vasos de nocilla son de mis nietos que cuando vienen les hago un bocadillo de merendar. Viven en Alemania, vienen poco y como se queda abierta la nocilla me da pena de tirarla, pero estoy gorda por las tiroides”

Las glándulas tiroides tienen, entre otras, la función de regular la temperatura corporal y desempeñan en papel fundamental a la hora de transportar el oxígeno y la glucosa hasta las células.

Su marido dice que cuando viene del campo ve el vaso vacío, no sabe quien se lo ha comido.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios