Expulsan de un dentista a un señor de El Provencio por orinar y defecar en el lavabo que hay en la silla de extracciones

Según parece, el señor había estado de cañas y tenía la vejiga apunto de explotar.
“Llevaba desde las 12 del medio día bebiendo cañas, la cita la tenía a las 6 de la tarde, yo me estaba meando desde las 3 de la tarde. Llegué al dentista y me pasaron al minuto. Me sentaron y no me dio tiempo de decir nada, me llenaron la boca de aparatos y cables. Yo todo el rato veía una especia de lavabo a mi lado, no me lo pensé dos veces, en cuanto se giró el dentista me bajé los pantalones y eché una meá de 3 minutos, también plante un ñordete, pero fue sin querer”
Los facultativos terminaron la intervención como pudieron entre arcadas y vómitos. Finalmente el paciente fue expulsado de la consulta y se le ha prohibido la entrada al establecimiento.
El ñordo se lo dejaron a la limpiadora, nadie se atrevió manipularlo.

Publicaciones relacionadas