Ingresados tres ancianos de un asilo manchego tras jugar al parchís durante 48 horas seguidas

Las actividades ocupacionales son muy importantes para las personas que viven en los asilos, por ello una residencia de ancianos programó unas olimpiadas de juegos populares, entre ellos el dominó, el cinquillo, la rana, el juego de la oca, la petanca (para los más atrevidos) y el parchís. Muchos ancianos se lo tomaron muy enserio y se pudo comprobar la competitividad que tienen los octogenarios manchegos, mucha competitividad ya que se entregaban premios de gran importancia: para el tercer clasificado fue otorgado un teléfono con los números en grande para que los puedan ver bien, el segundo clasificado se llevaría un andador de última generación fabricado en fibra de carbono, y para el ganador se reservaron una majestuosa dentadura postiza para poder masticar kikos y almendrucos, como en su juventud. Las olimpiadas se desarrollaron con normalidad, todos los residentes disfrutaron de las actividades, salvo tres personas, que sufrieron un agotamiento físico de tanto jugar al parchís que tuvieron que ser ingresados en el hospital.
Ayer por la tarde la dirección de la residencia de ancianos hacía un comunicado en el que se daba a conocer la situación. “Desde la dirección queremos tranquilizar a los familiares de nuestros residentes, los chicos son unos campeones y se recuperan con normalidad”

Publicaciones relacionadas