Ingresan a un señor de Villarrobledo con los genitales congelados tras pedirle su mujer un helado con dos bolas

Aunque muchas puedan parecer leyendas urbanas, se trata de historias reales como la vida misma. Los médicos de urgencias suelen contar miles de anécdotas que en ocasiones suelen ser difícil de creer, por ejemplo, la que nos cuenta este doctor.
“La semana pasada tenía turno en urgencias y tuve que tratar a un paciente un tanto peculiar. Vino con los genitales congelados porque su mujer le dijo que quería un helado con dos bolas, el paciente nos dijo que su vida sexual era muy triste y que lo único que pretendía era darle algo de chispa a su Chenoa”
El informe médico refleja que los testículos tuvieron que ser extirpados por congelación. El señor se recupera en el hospital “Ea, pues no me quedan más cojones que joderme”

Publicaciones relacionadas

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios